lunes, 24 de junio de 2013

RAYUELA Edición conmemorativa 50 aniversario

50 aniversario conmemorativa Edición editorial alfaguara julio cortazar literarios RAYUELA recomendados
RAYUELA-Edición-conmemorativa-50-aniversario-julio-cortazar
El próximo viernes 28 de junio Rayuela, de Julio Cortázar, cumple 50 años de haber sido publicada. En varios países de Latinoamérica, Europa y Asia se preparan celebraciones en librerías, bibliotecas y entidades culturales.

Alfaguara tiene el gusto de presentar esta semana en Colombia una nueva edición de la obra cumbre del escritor argentino con algunos apartes de correspondencia que sostuvo con algunos de sus allegados para revelarles su proyecto literario. 

El autor
 
 JULIO CORTÁZAR (Bruselas, 26 de agosto de 1914-París, 12 de febrero de 1984), es uno de los escritores argentinos más importantes de todos los tiempos. Realizó estudios de Letras y de Magisterio y trabajó como docente en varias ciudades del interior de la Argentina.

En 1951 fijó su residencia definitiva en París, desde donde desarrolló una obra literaria única dentro de la lengua castellana. Algunos de sus cuentos se encuentran entre los más perfectos del género. Su novela Rayuela conmocionó el panorama cultural de su tiempo y marcó un hito insoslayable dentro de la narrativa contemporánea.

Cortázar murió en París en 1984.
RAYUELA-Edición-conmemorativa-50-aniversario-julio-cortazar
Fotografía de Julio Cortázarrecomenda
“Ciclismo metafísico”.
La Habana, Cuba, 1980.
Autora: Carol Dunlop. Col. CGAI

La obra

Una edición limitada con motivo del cincuenta aniversario de la primera edición de Rayuela.

La aparición de Rayuela en 1963, hace cincuenta años, conmocionó el panorama cultural de su tiempo y supuso una verdadera revolución en la narrativa en lengua castellana: por primera vez un escritor llevaba hasta las últimas consecuencias la voluntad de transgredir el orden tradicional de una historia y el lenguaje para contarla. Es quizás el libro donde Cortázar está entero, con toda su complejidad ética y estética, con su imaginación y su humor.

Cortázar empieza por proponer un acercamiento activo al libro y ofrece varias posibilidades de lectura: el lector ha de decidir: ¿optar por el orden de lectura tradicional? ¿Seguir el tablero de dirección? ¿Remitirse al azar? Después lo lleva a dos lugares distintos. «Del lado de allá», París, la relación de Oliveira y la Maga, el club de la serpiente, el primer descenso de Horacio a los infiernos; y «Del lado de acá», Buenos Aires, el encuentro de Tráveler y Talita, el circo, el manicomio, el segundo descenso. Un mosaico donde toda una época se vio maravillosamente reflejada.

“Contranovela”, “crónica de una locura”, “el agujero negro de un enorme embudo”, “un feroz sacudón por las solapas”, “un grito de alerta”, “una especie de bomba atómica”, “una llamada al desorden necesario”, “una gigantesca humorada”, “un balbuceo”... Con estas y otras expresiones se aludió a Rayuela, sacudiendo la vida de miles de jóvenes en todo el mundo.

Plena de ambición literaria y vital, renovadora de las herramientas narrativas, destructora de lo establecido y buscadora de la raíz de la poesía, durante todas estas décadas Rayuela siguió siendo leída con curiosidad, asombro, interés o devoción. Llega a los lectores hoy, en su aniversario número 50, acompañada de un apéndice donde Cortázar mismo cuenta la historia del libro que buscó el más allá de todas las fronteras.

Fragmentos…

Cartas Apéndice
¿Querés una anécdota? Rayuela no se iba a llamar así. Se iba a llamar Mandala. Hasta casi terminado el libro, para mí se seguía llamando así. De golpe comprendí que no hay derecho a exigirle a los lectores que conozcan el esoterismo búdico o tibetano. Y a la vez me di cuenta de que Rayuela, título modesto y que cualquiera entiende en la Argentina, era lo mismo; porque una rayuela es un mandala de-sacralizado. No me arrepiento del cambio.
De una carta a Manuel Antín, 19 de agosto de 1964

En un boletín del Fondo de Cultura Económica me enteré de que en una mesa redonda habían dicho que dentro de las letras latinoamericanas, El Siglo de las luces era la creación y Rayuela el apocalipsis. Uno se queda tan desconcertado, no te parece.
De una carta a Paco Porrúa, 15 de enero de 1965

Tengo que ayudar simultáneamente a una italiana, una francesa y un yanqui que están traduciendo Rayuela. Si has ojeado ese libro, admitirás que su versión a otra lengua plantea tremendos problemas; apenas salgo de resolver una tanda de dificultades en italiano, recibo cincuenta páginas en inglés... y así vamos. Desde luego no me quejo, puesto que es mi tierra elegida (no sé si prometida); pero de hecho ese trabajo insume muchos días.
De una carta a Amparo Dávila, 23 de febrero de 1965

Me escriben que en la Casa de las Américas hubo lo que llaman un “conversatorio” (especie de mesa redonda) sobre Rayuela. Batieron todos los récords de asistencia y de entusiasmo, a tal punto que lo van a repetir en estos días. Me llenó de alegría saber que dos de los que presentaban y comentaban el libro eran Lezama Lima y Fernández Retamar. Vos sabés que para mí Lezama es uno de los monumentos del barroco americano; que le haya gustado mi libro me parece una recompensa como pocas.
De una carta a Paco Porrúa, 20 de julio de 1965

Llevo leídos muchos cientos de páginas sobre Rayuela, en todos los idiomas que soy capaz de entender, y la cosa parece estar lejos de acabar porque a cada nueva traducción llueven las interpretaciones y los paralelismos.
De una carta a Lida Aronne de Amestoy, 1 de agosto de 1970

Europa, a su manera, fue la coautora de mis libros y sobre todo de Rayuela que, lo digo sin la menor falsa modestia, puso ante los ojos de una generación joven y angustiada una serie de interrogantes y una serie de posibles aperturas que tocaban en lo más hondo la problemática existencial latinoamericana; y la tocaban porque además era una problemática europea (por no decir occidental y abarcar así a países como los Estados Unidos, donde Rayuela sigue siendo leída por la gente joven).
De una carta a Saúl Sosnowski, 29 de septiembre de 1972

 La crítica ha dicho sobre…Rayuela

«Ningún otro escritor dio al juego la dignidad literaria que Cortázar, ni hizo del juego un instrumento de creación y exploración artística tan dúctil y provechoso. La obra de Cortázar abrió puertas inéditas».
Mario Vargas Llosa

«Cortázar nos ha dejado una obra tal vez inconclusa pero tan bella e indestructible como su recuerdo».
Gabriel García Márquez

“Este libro es demasiadas cosas. Casi diría que es ‘todas las cosas’, y sin caer en la exageración desmesurada. Es un libro revolucionario.”
Eduardo Gudiño Kieffer

“Rayuela es un libro complejo y rico, situado en la mejor tradición novelística, que es la que se instaura con Cervantes, la que al abrir la novela a la vida la incluye en su totalidad: los hombres con sus acciones y sus pasiones, con sus problemas y sus imaginaciones, y también los productos de lo que imaginan, la literatura y el arte, sin olvidar el análisis, la pasión o la burla sobre ese mundo de hechos y de objetos mágicos que su actividad creadora ha producido.”
Ana María Barrenechea

“Era hora de que alguien escribiera Rayuela. La tarea no era fácil, por cierto, ni tal vez agradable, pero alguien tenía que hacerlo. (...) Pobres de las comunidades que no escriben sus libros obligatorios.”
Rafael Squirru

 “Rayuela es un accidente que le ocurre al lector. Una conmoción en las ideas que perezosamente se repiten y de la vida que perezosamente se sigue viviendo.”
Hector Schmucler

“Para mí, Cortázar es casi un Bolívar de la literatura latinoamericana. Es un hombre que nos ha liberado, que nos ha dicho que se puede hacer todo. Le dio sentido a nuestra modernidad porque la hizo crítica e inclusiva, jamás satisfecha o exclusiva”
Carlos Fuentes

“Prosa hecha de aire, sin peso ni cuerpo pero que sopla con ímpetu y levanta en nuestras mentes bandadas de imágenes y visiones, vaso comunicante entre los ritmos callejeros de la ciudad y el soliloquio del poeta.”
Octavio Paz

“Su fundación de apertura es otra Rayuela, un libro que es la misma novela, pero que empieza al cerrar este libro.”
Julio Ortega

“Cortázar es el mejor.”
Roberto Bolaño

Colección: Hispánica
Formato: 15 x 24 cm
Páginas: 640
ISBN: 978-958-758-557-5

Si te gustan nuestras actualizaciones no
olvides compartirlas y comentarlas
@revistawhatsup  #aficionescolombia
Click sobre la imagen
 y unete a nuestro facebook

Sarah Lee Méndez

Directora / Jefe de Prensa / Editora Contenido / Fotógrafa / Twitters: @AnastasiaLeeEdi @revistawhatsup @ / Instagram @sarahleefotografia

Con más de una década de experiencia en relaciones públicas, manejo de redes sociales, CM, diseño de Blogs, fotógrafa para eventos.

Suscribete vía Email / Es importante para nosotros!

 

VISITA OTRAS SECCIONES

  • Copyright © Carreta Literaria - Whats Up™ REVISTA WHATS UP.
    / AFICIONES COLOMBIA DISEÑO SARAH LEE